en Comprar online, Entrevistas, Productos

Os proponemos un original modo de celebrar la mágica noche de San Juan: comiendo ostras. Hablamos con Nuria, nuestra productora especialista en ostras. Nuria es parte de AcuEo (Acuicultura del Eo), una pequeña empresa asturiana productora de ostra cóncava. Nos da ideas para celebrar… ¡con ostras!

ostras2ok

¿Por qué hacer una fiesta con ostras?
Las ostras generan pasiones. La mayoría de la gente piensa en ellas como un producto muy especial, de lujo, caro, escaso y difícil de encontrar. Por esta razón se asocian a las fiestas y otras ocasiones especiales donde buscamos lo mejor. Cuando hay ostras, hay fiesta. Son la excusa perfecta para organizar una reunión de amigos o una comida especial.

¿Hoguera de San Juan y ostras?
Podemos inventar que la leyenda cuenta que en la noche de San Juan, en una cueva junto al mar se peinaba una sirena y si la veías te ofrecía ostras y un deseo y de ahí viene la tradición de tomar ostras en San Juan, pero la verdad es que en muchos sitios son fiestas, la gente se reúne y lo celebra, así que, ¡hay que aprovechar y comer cosas ricas!

pescador ostras

¿Cuántas personas pueden comer con 50 ostras?
Depende de su grado de “ostradicción”. Puedes calcular entre dos y seis ostras por cada persona a las que les guste. Ponle cuatro de media, y recuerda que tampoco hace falta acabar todas las ostras de la caja el mismo día, bien cuidadas te durarán una semana larga en la nevera.

pescador ostras2

¿Cómo las conservo desde que me llegan a casa hasta que las como?
No tienes más que seguir nuestras recomendaciones:

– Cuando recibas las ostras, abre la caja y reordenalas un poco por si se movieron durante el viaje. Coloca siempre las ostras apoyadas sobre su concha más cóncava (la menos plana) . Esto les permitirá conservar el agua de su interior y mantenerse frescas durante más tiempo.

– Mantén las ostras en lugar fresco (entre 5-15 grados) hasta su consumo, por ejemplo en la parte baja de la nevera, aunque puede ser también en una terraza o garaje fresco. No las dejes nunca expuestas directamente al sol ni a las heladas.

– Abre las ostras según las vayas a consumir. Si las abres con antelación, procura no dejarlas en un lugar caluroso y que no transcurra mucho más de una hora.

– Desecha cualquier ostra abierta o que no contenga nada de agua en su interior.

Respetando estas sencillas normas, las ostras pueden mantenerse en las condiciones adecuadas hasta ocho o diez días.

ostras

¿Cómo las preparo? ¿Necesito algún ingrediente extra?
Simplemente abiertas y acompañadas de rodajas de limón es la forma más tradicional de servirlas, pero puedes preparar diversas salsas frías que seguro os sorprenderán. En la última ocasión especial yo preparé una salsa ponzu japonesa y una gelatina de gintonic. Mira la recopilación de recetas de ostras que estamos haciendo en Pinterest.

¿Hay que echar limón a las ostras o no es necesario?
Los amantes de los sabores plenamente marinos y yodados a veces preferirán tomarlas solas para no enmascarar su sabor.

¿Puedo comer unas y congelar otras?
No recomendamos congelarlas. Es mejor que las guardes en la nevera y las comas en una semana, mientras estén vivas.

  • Contenido relacionado por Etiqueta