en Club de la Cerveza, Entrevistas

La Baró Rossa ha sido una de las cervezas elegidas para formar parte del Club de la Cerveza Artesanal del mes de abril. Hemos hablado con Josep Sanitjas Burgaya, uno de los responsables de la cervecera y ésto es lo que nos contó a Mumumío:

variasOK

Hola Josep, cuéntanos la historia de tu cerveza.

Nos juntamos unos amigos que compartíamos la pasión por el “homebrewing” y empezamos a ilusionarnos con el proyecto de montar una cervecera propia.

En invierno de 2013 encontramos unas instalaciones apropiadas en Roda de Ter (Barcelona), y siguiendo la filosofia DIY (háztelo tu mismo), proyectamos y construimos el equipo apropiado para elaborar las cervezas que traíamos en mente.

gatgraz in actionOKjpg

¿Quiénes estáis detrás del proyecto?

Somos 4 amigos de la infancia (2 son hermanos) que nos une la pasión por la cerveza artesanal, y que decidimos juntar conocimientos para embarcarnos en este proyecto

¿Cómo llegasteis al mundo de la cerveza artesanal?

Después de elaborar multitud de recetas caseras fuimos puliendo recetas, y nuestros amigos poco a poco nos reclamaron producciones más grandes, por lo que el paso a montar una micro fue un paso natural (aunque en su momento no sabíamos donde nos metíamos)

Baró Rossa botella

Descríbenos el proceso de fabricación de tu cerveza y las instalaciones con las que cuentas ¿De dónde vienen tus materias primas?

Disponemos de unas instalaciones de 500 m2, y de 2 equipos de 200 y 550 litros respectivamente, con sistema HERMS de control de temperatura de maceración, los cuales nos permiten realizar macerados específicos para cada receta.

Las maltas provienen de Bélgica, y los lúpulos de distintos países europeos.

¿Qué hace diferente a tu cerveza? Características

Nuestra cerveza es diferente porque la realizamos con nuestro particular equipo, y creemos que el proceso de elaboración atribuye unas cualidades únicas a nivel de sabor

¿Cuál es tu momento preferido para disfrutar de tu cerveza? Recomendaciones para degustarlas y maridarlas

El mejor momento para degustar esta cerveza son todos. Ya sea a media tarde, en una cena copiosa, de tapeo, por la noche… es una cerveza muy fina, ligeramente afrutada, que se convierte en un complemento ideal para cualquier momento del día