en Comprar online, Curiosidades, blogs..., De temporada, Productos, Productos ecológicos, Salud, Vida sana

Los días son cada vez más cortos y hay menos luz, dos cosas que parece no mantenernos tan alegres como en primavera y verano. Sin embargo, si sigues estos consejos, estarás más feliz y saludable durante el otoño y invierno, como sientes en los meses de verano.

Hay varias maneras luchar contra los “winter blues”, no obstante, lo mejor es comer los alimentos correctos. Si comes comida fresca y sana, como verduras y fruta, causará una reacción química en tu cuerpo, similar a la causada por la luz del sol. La luz solar está relacionada con los niveles de la sustancia química serotonina en el cuerpo (conocida como la “happy hormone”) por lo tanto, menos luz significa menos felicidad y puede ser unas de las razones por las que a  mucha gente no le gusta el invierno.

fruta

Algunos de los alimentos que nos llenan de serotonina son: la avena, los boniatos y especialmente los plátanos. Comer con frecuencia es aconsejable también, para que los niveles de azúcar en el sangre no bajen. Si no comes muchas veces te puedes sentir de mal humor y además, que te falta azúcar. Alimentos como los frutos secos son una opción muy recomendable para tomar como un snack saludable.

La serotonina produce una sensación de placer y bienestar en nuestro cuerpo, hacer ejercicio de forma vigorosa durante, al menos, quince minutos diarios ayuda a aumentar los niveles también. Sabemos que es difícil salir de casa e ir al parque o al gimnasio, pero te aseguramos que te sentirás mucho mejor después. El yoga y la meditación son buenos también para calmar a nuestro cuerpo y mente.

No permitas que el frío y los días cortos nos pongan de mal humor este invierno. ¡En su lugar, come comida sana, ejercicio y felicidad. ¡Sonríe!